Nos saltamos un día en el diario ya que el martes 12 estuvimos casi todo el día de compras en el outlet de Woodbury Common (compramos las entradas a través de groupon NY como es contamos en el post de preparación) y al llegar nos fuimos a ver el espectáculo de navidad las Rockettes (espectacular por cierto, y más que recomendable).

El día de hoy sería más relajado y lo íbamos a comenzar subiendo al nuevo observatorio de la ciudad; el One World Observatory situado en la nueva Torre de la Libertad de la zona cero.

Os recomendamos que compréis los tickets por anticipado para evitaros posibles colas; nosotros la verdad que no vimos mucha cola para entrar, pero era temprano.

Aquí tenéis el enlace para comprar las entradas en su web oficial.

Antes de subir estuvimos dando un paseo por las fuentes y el centro comercial que hay junto a la torre, el Winter Garden muy bonito decorado por navidad (como toda la ciudad claro).

Ibamos con pocas expectativas con respecto al mirador, había leído alguna cosa al respecto pero no quise informarme mucho para no perder el factor sorpresa…

Ya la experiencia una vez subes al ascensor es fabulosa con esos audiovisuales con tecnología de última generación; pero además, la subida es increíblemente rápida ya que en menos de 50 segundos te plantas arriba y has subido 100 pisos !!!

No voy a contaros mucho de las sorpresas del ascensor ni del observatorio; tan solo os diré que las vistas son fabulosas, se ve toda la ciudad, sus edificios más icónicos, calles de Manhattan.

275

Pero no solo eso, también los puentes de Nueva York o la misma Estatua de la Libertad. 

Os recomendamos que miréis bien el tiempo antes de comprar la entrada; incluso podéis comprarla a través del móvil para aseguraros tener un buen día para así tener buena visibilidad.

292

Creemos que merece mucho la pena subir (o al menos, en una segunda visita) ya que como podéis ver las vistas son increíbles. Si es en una primera visita a Nueva York, os diríamos que hay que subir al Top Of the Rock y al Empire State, o si vais bien de tiempo (y presupuesto) podéis incluir la subida al One World Observatory.

Una vez disfrutamos de las vistas y nos hartamos de hacer fotos, bajamos y nos fuimos caminando hasta Wall Street para ver el ambientillo de la zona.

293

294

Lo bueno de ya haber estado en Nueva York es que nos pudimos permitir ir más sobre la marcha e variando los itinerarios iniciales así que nos fuimos hacia la zona de SoHo a seguir callejeando hasta que llegamos a la zona del Greenwich y comer en el Five Guys de la zona (podéis leer nuestra opinión aquí)

Después de probar la conocida hamburguesa de Five Guys y que muchos la consideran una de las mejores hamburguesas de la ciudad, cogimos la 5ª avenida y fuimos paseando hasta que llegamos a otro de los iconos de la ciudad y uno de nuestros edificios preferidos: el Flatiron.

300

Este precioso y singular edificio, originalmente se llama edificio Fuller pero debido a su peculiar forma se ha popularizado con el nombre de Flat Iron debido a que su forma de cuña recuerda a una plancha para la ropa. 

Fue uno de los edificios más altos de la ciudad cuando se terminó de construir en 1902 y hoy en día es uno de los iconos de la ciudad.

Su parte más estrecha mide tan solo 2 metros y sus lados forman un ángulo de 25 grados.

Por cierto, en frente del flatiron, hay una tienda de porcelanosa que se supone que si subes a su segunda planta hay unas buenas vistas del edificio, nosotros no llegamos a entrar porque los dos gorilas que había dentro no nos pusieron muy buena cara cuando mirábamos desde fuera.

Seguimos caminando siempre por la 5ª avenida hacia Times Square y cuando pasamos por el icónico Empire State no pudimos evitar entrar a su hall y ver el precioso y enorme árbol de navidad que decora su entrada.

El hall de entrada es muy bonito, aunque no se suba a su mirador merece la pena entrar a echar un vistazo.

Y caminando llegamos a uno de los edificios públicos más bonitos de Manhattan, su biblioteca central y que tantas veces hemos visto en películas y series (l@s fans de “Sexo en Nueva York” no podéis perderos entrar y ver esas míticas escaleras en las que su protagonista subía y luego bajaba corriendo huyendo del lugar).

Es un lugar muy bonito, y muy tranquilo a pesar del bullicio de la gente entrando y saliendo. Nosotros la hemos visitados en nuestras 3 visitas a la ciudad (bueno la primera fue tan solo de unas horas pero también quisimos entrar).

Ya había oscurecido y teníamos hora para ver uno de los musicales de moda en Broadway: Aladdin, así que nos metimos a hacer tiempo a tomar un par de cervezas en un pub cercano.

Ahora se ha estrenado con buenas críticas el musical de Frozen. Realmente ir a ver un musical disney es una apuesta segura de éxito porque sabes que tanto la historia como la escenografía serán dignas de ver.

314

Nosotros compramos las entradas en la web oficial porque los musicales más populares del momento no suelen estar en los quioscos de descuentos de TKTS. Ya sabéis que si queréis ahorrar algo y no os importa ver otro musical, en TKTS tenéis muchísimas opciones.

Respecto a Aladdin, tan solo por ver actuar al genio tenéis que ir, es impresionante, una calidad vocal muy buena y luego además la escenografía es muy bonita.

Nuestro día terminó con una bonita cena en un restaurante de Times Square: PAUL’S. Escogimos este restaurante porque encontramos una oferta buenísima en groupon y nos apetecía celebrar nuestro aniversario en un sitio un poco más elegante. Tiene unas vistas muy chulas hacia algunos de los carteles de Times Square.

Terminamos el día dando un paseo hasta el metro que nos llevaba directos a nuestro apartamento y de nuevo muy contentos por lo bonito que estaba resultando este viaje a Nueva York.